El asiento del conductor de Muriel Spark

Con un poco de retraso, compartimos con vosotros/as la última lectura de nuestro grupo “Leer Juntos/as Miguel Catalán”. En esta ocasión, Susana Andrés nos propuso la lectura de El asiento del conductor de Muriel Spark. Este es el material que nos proporcionó en su introducción a la lectura:

MURIEL SPARK

Muriel Sarah Camberg, más conocida como Muriel Spark, nació en Edimburgo el 1 de febrero de 1918 y es considerada una de las escritoras británicas más brillantes del siglo XX.

Logró fama internacional tras publicar en 1961 La plenitud de la señorita Brodie, una novela ambientada en los años treinta que cuenta la relación de la maestra Jean Brodie con seis niñas a las que intenta educar en la libertad y en la búsqueda de la propia felicidad. Traducida a varios idiomas, fue adaptada al teatro, al cine y a la televisión. Alcanzó tal éxito que, en 2005, la revista Time la situó entre las cien mejores novelas en inglés desde 1923. Spark desarrolló una prolífica obra con otras 21 novelas, poemas, ensayos, relatos cortos y hasta su propia autobiografía.

De naturaleza inquieta, vivió y escribió en Rodesia del Sur (ahora Zimbabue) hasta donde siguió a su marido, Sidney Oswald Spark, con quien se casó a los 19 años y con el que tuvo un hijo. Tras su divorcio, volvió al Reino Unido y se estableció en Londres y trabajó en el Foreign Office, en labores de contraespionaje bélico, desde 1944. Le fue concedida la DBE (Excelentísima Orden del Imperio Británico). Posteriormente vivió en Nueva York, donde colaboró con la revista The New Yorker. Allí conoció y tuvo amistad con el escritor Graham Greene que ejerció de lector de sus obras y le echó una mano en época de penuria económica.

Hija de judío y anglicana, se convirtió al catolicismo, al igual que ocurrió con Greene, y este hecho se reflejó en su obra. Desde su conversión en 1954 vivió en Italia, primero en Roma y finalmente a la Toscana, donde pasó sus últimos días acompañada de su inseparable amiga, la escultora Penelope Jardine. Murió en Florencia el 13 de abril de 2006.

En cuanto a su obra, para algunos, ha sido la mejor escritora moderna de Escocia y para otros, está sobrevalorada, pero en ningún caso, nos dejará indiferente.

EL ASIENTO DEL CONDUCTOR (1970)

La literatura de Spark evade cualquier convencionalismo, es difícil de encasillar y, quizá, es ahí donde reside su fortaleza: irónica, elegante, mordaz, reflexiva y divertida, su legado son libros que se mantienen vigorosos y llenos de encanto. La autora recurre a sus propias experiencias de vida y las manipula a su antojo con una mirada personalísima. La levedad o lo breve de sus textos no la hacen trivial ni impiden que desmenuce con agudeza y pluma innovadora temas como la creación literaria, la religión, la muerte, el poder o las miserias humanas.

El asiento del conductor narra la historia de Lise, una turista nórdica que decide pasar sus vacaciones en un país del sur, quizás, Italia. Una serie de acontecimientos, cada cual más absurdo, llevarán a la protagonista a un trágico desenlace que se nos anticipa en las primeras páginas. Se trata de un discurso en el que el final de la historia es secundario con respecto a la trama, y en el que el cómo se convierte en principal reclamo.

Para construir su artefacto, Muriel Spark sustenta su divertida y macabra trama en varios ejes: una historia entretenida y ácida, una prosa sencilla y accesible, toques de humor y rasgos del género de novela negra. Pero detrás de esta primera superficie encontramos un análisis más profundo en el que destacan aproximaciones a diversos tipos de «locura». En este sentido, prácticamente todos los personajes que pueblan la novela tienen algún tipo de trastorno psicológico (psicosis, depresión, manías persecutorias, demencia senil, trastornos bipolares, alienación, mentirosos compulsivos…), lo cual la convierte en algo perturbador y «aterrador», como la propia Muriel Spark insinuó sobre las intenciones que le llevaron a escribir su obra.

La primera vez que leí El asiento del conductor me sentí confundida. No entendía el extraño comportamiento de su protagonista, no encontraba sentido a sus reacciones, a sus acciones. Pensé, erróneamente, que estaba perturbada, loca. Sin embargo, Lise no está loca, es una mujer muy lúcida e inteligente que tiene un plan y lo va llevando a cabo ante nuestros ojos asombrados por su excentricidad y su carácter. La maestría de la autora permite que nuestro narrador, un narrador omnisciente que conoce el desenlace, no obstante, nos muestre la información poco a poco, como el detective que se deleita en la explicación de los pasos que el criminal ha seguido para cometer el crimen. Todo tiene su sentido y, por fin, la trama se cierra con un final, que no por conocido es menos sorprendente, y que nos dará la clave para comprender el título de la novela.

Decir que El asiento del conductor es una novela perturbadora es quedarse corto. Muriel Spark teje una trama llena de pequeñas sorpresas que tienen que ver no tanto con los entresijos de la historia, sino con la fascinante idiosincrasia de la protagonista. Lise es un personaje profundo, oscuro y atrayente, lleno de facetas espeluznantes y de rasgos demasiado familiares como para no resultar inquietantes. La cuidada traducción, además, contribuye a que la prosa elegante de la autora no pierda ni un ápice de su belleza y de su fuerza. Una pequeña joya literaria que cualquier amante de los buenos libros debería disfrutar.

SABER MÁS…

Eirene Wallace realizó un documental sobre la vida y la obra de Muriel Spark para la Glasgow Women’s Library:

Muriel Spark Film by Eirene Wallace from Glasgow Women’s Library on Vimeo.

En 2018 se celebró en Edimburgo el centenario del nacimiento de la escritora como nos  informa este vídeo de la Agencia Efe:

Los comentarios son las opiniones de los lectores, no de la biblioteca ni del IES Miguel Catalán. Todos los comentarios son sometidos a moderación previa. No se aceptan contenidos mal intencionados, difamatorios o publicitarios.

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .