Una ayudita para escribir microrrelatos

Si habéis pensado presentaros al concurso de microrrelatos sobre la violencia de género, quizá os vengan bien algunos consejillos.

Los microrrelatos —también llamados relatos hiperbreves, minirrelatos, nanocuentos…— son, como su propio nombre indica, relatos brevísimos.

Pero empecemos poco a poco; lo primero que tenemos que hacer es entender bien en qué consiste un microrrelato (ojo, con rr), veremos las normas básicas y algunos ejemplos.

LOS MICRORRELATOSYa hemos dicho que los microrrelatos son relatos brevísimos; en este caso, el tamaño importa: la única exigencia del microrrelato es su brevedad. El más famoso microrrelato lo escribió Augusto Monterroso y es el siguiente:

Cuando despertó,  el dinosaurio todavía estaba allí.

Quizá al leer este texto pienses que, desde luego, el autor no se ha esforzado mucho o que tú también serías capaz de escribir algo así. Estupendo, el trabajo te resultará muy fácil.

CÓMO ESCRIBIR MICRORRELATOS

No existe una receta para escribir microrrelatos, sin embargo, podemos fijarnos en estos diez consejos para escribir un microcuento que proporcionó un concurso de microrrelatos organizado por la Cadena Ser:

Diez consejos para escribir un microcuento

  1. Un microcuento es una historia mínima que no necesita más que unas líneas para ser contada, y no el resumen de un cuento más largo.
  2. Un microcuento no es una anécdota ni una ocurrencia. Como todos los relatos, el microcuento tiene planteamiento, nudo y desenlace, y su objetivo es contar un cambio, cómo se resuelve el conflicto que se plantea en las primeras líneas.
  3. Habitualmente, el periodo de tiempo que se cuenta será pequeño; es decir, no transcurrirá mucho tiempo entre el principio y el final de la historia.
  4. Conviene evitar la proliferación de personajes. Por lo general, para un microcuento tres personajes ya son multitud.
  5. El microcuento suele suceder en un solo escenario, dos a lo sumo. Son raros los microcuentos con escenarios múltiples.
  6. Para evitar alargarnos en la presentación y descripción de espacios y personajes, es aconsejable seleccionar bien los detalles con los que serán descritos. Un detalle bien elegido puede decirlo todo.
  7. Un microcuento es, sobre todo, un ejercicio de precisión en el contar y en el uso del lenguaje. Es muy importante seleccionar drásticamente lo que se cuenta (y también lo que no se cuenta), y encontrar las palabras justas que lo cuenten mejor. Por esta razón, en un microcuento el título es esencial: no ha de ser superfluo, es bueno que entre a formar parte de la historia y, con una extensión mínima, ha de desvelar algo importante.
  8. Pese a su reducida extensión y a lo mínimo del suceso que narran, los microcuentos suelen tener un significado de orden superior. Es decir cuentan algo muy pequeño, pero que tiene un significado muy grande.
  9. Es muy conveniente evitar las descripciones abstractas, las explicaciones, los juicios de valor y nunca hay que tratar de convencer al lector de lo que tiene que sentir. Contar cuentos es pintar con palabras, dibujar las escenas ante los ojos del lector para que este pueda conmoverse (o no) con ellas.
  10. Piensa distinto, no te conformes, huye de los tópicos. Uno no escribe (ni microcuentos ni nada) para contar lo que ya se ha dicho mil veces.

LEAMOS ALGUNOS EJEMPLOS

Si, en general, en un texto literario todos los elementos son imprescindibles y solidarios (es decir, se exigen los unos a los otros), en el microrrelato esto es especialmente cierto. Cada adjetivo, cada sustantivo, cada signo de puntuación tiene su razón de ser y su función en el relato. Al tratarse de textos tan breves, la selección de los elementos es fundamental y la connotación de cada significante ha de ser lo más rentable posible, porque no hay espacio para que sobre nada.

Diapositiva01 Diapositiva02 Diapositiva03 Diapositiva04 Diapositiva05 Diapositiva06 Diapositiva07 Diapositiva08 Diapositiva09 Diapositiva10 Diapositiva11 Diapositiva12 Diapositiva13 Diapositiva14

VUESTRO MICRORRELATO
No olvidéis que los microrrelatos que se piden en el concurso de microrrelatos contra la violencia de género son un poco más largos de los que os he presentado aquí. No obstante, espero que con esta pequeña ayudita seáis capaces de escribir un fantástico microcuento. ¡Ánimo!

 

Los comentarios son las opiniones de los lectores, no de la biblioteca ni del IES Miguel Catalán. Todos los comentarios son sometidos a moderación previa. No se aceptan contenidos mal intencionados, difamatorios o publicitarios.

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .