Archivo mensual: octubre 2018

3. Poesía para llevar: “Nadie está solo” de J. A. Goytisolo

 

1238022014_850215_0000000000_sumario_normal.jpg

Desde el IES Ramón J. Sender de Frafa nos animan a leer a un poeta imprescindible de la literatura española de la segunda mitad del siglo XX: José Agustín Goytisolo. El poema elegido es “Nadie está solo” y, desde luego, es un poema de gran actualidad y que no deja a nadie indiferente:

Gyti

QUIERO SABER/LEER MÁS…

Lecturas para un Halloween distinto: “La desesperación”, atribuido a José de Espronceda

Halloween, como casi todo, tiene muchas lecturas. Aquí os proponemos un poema atribuido a José de Espronceda, uno de nuestros escritores más románticos en el sentido estricto de la palabra, que al parecer escribió otro poeta romántico, Juan Rico y Amat.

Como vais a ver hay de todo: muertos, cementerios, torturas, violencia y hasta un poco de sexo… os presentamos el texto original y una lectura intensísima (como corresponde) realizada por Pepe Mediavilla.

 LA DESESPERACIÓN

Me gusta ver el cielo
con negros nubarrones
y oír los aquilones
horrísonos bramar;
me gusta ver la noche
sin luna y sin estrellas
y solo las centellas
la tierra iluminar.

Me agrada un cementerio
de muertos bien relleno
manando sangre y cieno
que impide el respirar;
y allí un sepulturero
de tétrica mirada
con mano despiadada
los cráneos machacar.

Me alegra ver la bomba
caer mansa del cielo,
e inmóvil en el suelo,
sin mecha al parecer;
y luego embravecida
que estalla y que se agita
y mil rayos vomita
y muertos por doquier.

Que el trueno me despierte
con su ronco estampido,
y al mundo adormecido
le haga estremecer;
que rayos cada instante
caigan sobre él sin cuento,
que se hunda el firmamento
me agrada mucho ver.

La llama de un incendio
que corra devorando
y muertos apilando
quisiera yo encender;
tostarse allí un anciano
volverse todo tea,
oír cómo vocea,
¡qué gusto! ¡qué placer!

Me gusta una campiña
de nieve tapizada
de flores despojada
sin fruto, sin verdor,
ni pájaros que canten,
ni sol haya que alumbre
y solo se vislumbre
la muerte en derredor.

Allá en sombrío monte,
solar desmantelado
me place en sumo grado,
la luna al reflejar;
moverse las veletas
con áspero chirrido
igual al alarido
que anuncia el espirar.

Me gusta que al Averno
lleven a los mortales
y allí todos los males
les hagan padecer;
les abran las entrañas,
les rasguen los tendones,
rompan los corazones
sin de ellos caso hacer.

Insólita evenida
que inunda fértil vega,
de cumbre en cumbre llega
y llena de pavor
se lleva los ganados
y las vides sin pausa
y estragos miles causa…
¡qué gusto! ¡qué placer!

Las voces y las risas,
el juego, las botellas,
en torno de las bellas
alegres apurar;
y en sus lascivas bocas,
con voluptuoso halago
un beso a cada trago
alegres estampar.

Romper después las copas,
los platos, las barajas
y abiertas las navajas
buscando el corazón;
oír luego los brindis
mezclados con quejidos
que lanzan los heridos
en llanto y confusión.

Me alegra oír al uno
pedir a voces vino,
mientras que su vecino
se cae en un rincón;
y que otros ya borrachos,
en trino desusado
cantan al dios vendado
impúdica canción.

Me agradan las queridas
tendidas en sus lechos,
sin chales en los pechos
y flojo el cinturón,
mostrando sus encantos,
sin orden el cabello,
al aire el muslo bello…
¡Qué gozo! ¡qué ilusión!

Miedoteca en la biblioteca del IES Miguel Catalán

DqvR8IXXQAAqC4Y

Otro año más celebramos un Halloween lector en la biblioteca que, como otros años, hemos adornado especialmente para esta celebración y que, este curso, está especialmente “terrorífica” con los monstruos que han construido los alumnos y alumnas de 2º ESO con sus profesoras de Inglés.

DqvTfmWWsAMdLE6    DqvTgYPXgAAllZA

Nosotras en la Biblioteca os ofrecemos una selección de nuestras lecturas más terroríficas. Hay un poco de todo: vampiros, hombres-lobo, zombies, fantasmas, casas encantadas, monstruos aterradores…

Algunos de los chicos y chicas del instituto se han acercado ya a recoger sus lecturas para un Halloween lector:

 

Todavía tenéis tiempo hoy de venir a la Biblioteca a tomar prestado vuestro libro terrorífico para el puente. Os esperamos. DqvUiYOWkAATCh5

2. Poesía para llevar: “El viaje” de María Elena Walsh

Desde el IES Gallicum de Zuera nos llega el poema número 2 de “Poesía para llevar”. Elena Walsh tuvo una larga trayectoria como poeta, escritora, música, cantautora y compositora. El hecho de que se la conozca sobre todo por su poesía infantil no nos debe hacer olvidar su obra literaria para adultos, en la que destaca su primer libro Otoño imperdonable, publicado cuando la autora contaba solo diecisiete años.

QUIERO LEER o ESCUCHAR MÁS POEMAS DE ESTA AUTORA…

  • Podéis leer algunos otros poemas en esta página
  • Mercedes Sosa canta su versión del poema Como la cigarra:

QUIERO SABER MÁS…

  • Podéis conocer más sobre esta autora y su obra visitando la página de su Fundación.
  • En este artículo podéis aprender algo más sobre su biografía.

Las bibliotecas más bellas del mundo

Además de un espacio para el estudio, la lectura y la reflexión, algunas bibliotecas son auténticas obras de arte.

Este año, para celebrar el Día de la Biblioteca, hemos elaborado para vosotros un vídeo con las bibliotecas más bellas del mundo. Lo podéis ver todos los días en la pantalla que está situada en el vestíbulo del instituto y ahora también  aquí. Son una maravilla y hay de todo: muy lujosas, muy antiguas, muy modernas…  y al final, una pequeña sorpresa. En fin, lo dicho, una maravilla. Disfrutadlas:

Si no os apetece ver el vídeo o queréis saber más cosas sobre estas preciosas bibliotecas, aquí podéis saciar vuestra curiosidad bibliotecaria.



BIBLIOTECA DEL MONASTERIO BENEDICTINO DE ADMONT (AUSTRIA)

Admont Abbey Library, Austria

Fue construida en 1776 por el arquitecto Joseph Hueber. El techo está formado por siete cúpulas, decoradas con frescos de Bartolomeo Altomonte que muestran las etapas del conocimiento humano hasta el punto más alto de la Revelación Divina.

BIBLIOTECA GENERAL DE LA UNIVERSIDAD DE SALAMANCA

usal

Tiene su origen en el nacimiento del Estudio Salmantino en el siglo XIII. Es la biblioteca universitaria más antigua de Europa y el hogar de más de 2800 incunables de la civilización occidental. Toda una joya de la arquitectura renacentista española, que solo unos privilegiados pueden disfrutar, pues echar un ojo entre sus librerías repletas de historia es todo un privilegio de acceso limitado. Entre sus joyas, las primeras ediciones de Quevedo y Cervantes. Todo un lujo.

BIBLIOTECA DEL TRINITY COLLEGE (DUBLIN)

dublin

Es una de las bibliotecas más famosa del mundo y además es la imagen que hemos elegido en la cabecera de nuestro blog. La biblioteca del Trinity College de Dublin es la más antigua de Irlanda. Fue fundada en 1592 por la reina Isabel I. Cuenta con la sala de biblioteca más grande en el mundo, conocida como la Sala Grande, que contiene más de 200.000 de los libros más antiguos de la biblioteca. Si vais a visitarla, no olvidéis ver su manuscrito más famoso: el Libro de Kells, que contiene cuatro Evangelios en latín, basados en un texto de la Vulgata escritos en vitela. Este manuscrito atrae más de 500.000 visitantes al año. La Sala Grande alberga también una de las arpas más antiguas en Irlanda que ha servido de modelo para el emblema de Irlanda.

BIBLIOTECA VATICANA

Sistinehall

Es la biblioteca de la Santa Sede, ubicada en Ciudad del Vaticano. El Papa Nicolás V fundó la biblioteca en 1448 reuniendo unos 350 códices griegos, latinos y hebreos heredados de sus antecesores junto a sus propias adquisiciones, entre las que destacan varios manuscritos de la biblioteca imperial de Constantinopla. La fundación propiamente dicha tuvo lugar con Sixto IV quien en 1475 le asignó un presupuesto y nombró bibliotecario a Bartolomeo Platina, que elaboró un primer catálogo en 1481. La biblioteca poseía entonces más de 3.500 manuscritos, lo que la convertía de lejos en la mayor del mundo occidental. Hacia 1587, el papa Sixto V encargó al arquitecto Domenico Fontana que construyera un nuevo edificio para albergar la biblioteca, el que se utiliza todavía. A comienzos del siglo XVII se segregó de la biblioteca el Archivo Secreto Vaticano.  Hoy la biblioteca custodia más de 1.600.000 libros antiguos y modernos, de los cuales 8.300 son incunables, más de 150.000 manuscritos y documentos de archivos sin contar 100.000 documentos impresos y fragmentos, 300.000 monedas y medallas y 20.000 objetos de arte. Entre los más importantes manuscritos de la biblioteca está el Codex Vaticanus, el más antiguo manuscrito completo de la Biblia. La Historia Secreta de Procopio se descubrió en esta biblioteca, y se publicó en 1623. También se encontró en ella uno de los tres cancioneros conocidos de la lírica galaicoportuguesa, el llamado Cancionero de la Biblioteca Vaticana. Custodia asimismo las actas originales del proceso de Galileo, un manuscrito autógrafo de santo Tomás de Aquino y las cartas originales del caso de Martín Lutero.

BIBLIOTECA GENERAL DE LA UNIVERSIDAD DE COIMBRA

coimbra

La Biblioteca General de la Universidad de Coimbra tiene su origen, según la documentación conservada, en lo que fue una “A Livraria do Estudo” (la biblioteca del Estudio General, germen de la actual universidad), establecida y regulada por sucesivas Cartas y privilegios concedidos a la Universidad. Algunas de estas disposiciones establecían desde un principio que la Biblioteca no fuera utilizada únicamente por profesores y alumnos, sino que sirviera también como biblioteca pública con un horario de trabajo diario. Como “Livraria do Estudo” fue dotada de un número considerable de libros y obras, a juzgar por los primeros inventarios oficiales realizados en 1513 y 1532, que dan una cifra de cerca de 130 volúmenes escritos a mano. La Universidad de Coimbra fue fundada en el siglo XIII por el rey Dinis por medio del documento “Scientiae thesaurus mirabilis”, origen de la Universidad en 1308 que se instaló en el Palacio de Alcáçova de Coimbra.

La Biblioteca fue aumentando significativamente sus fondos desde el siglo XVI gracias a numerosas donaciones y adquisiciones de fondos bibliográficos de toda Europa. La Biblioteca General de Coimbra está formada por dos edificios, uno de los cuales es la “Biblioteca Joanina”, declarada monumento nacional portugués debido a su especial riqueza arquitectónica y decorativa, en la que se guarda una muy extensa colección bibliográfica de obras impresas desde el siglo XVI a finales del siglo XVIII.

REAL GABINETE DE LECTURA PORTUGUÉS (RÍO DE JANEIRO)

Biblioteca_Real_Gabinete_Portugues_de_Leitura_-_Brasil

El Real Gabinete Portugués de Lectura (en portugués: Real Gabinete Português de Leitura) es una importante biblioteca y centro cultural de Río de Janeiro en Brasil. Fue fundada en 1837, por un grupo de inmigrantes portugueses, refugiados políticos en la ciudad carioca. El exuberante edificio que actualmente le sirve de sede fue construido entre 1880 y 1887, en estilo neomanuelino, con piedra traída ya trabajada de Portugal. Fue proyectado por el arquitecto luso Rafael da Silva e Castro y la fachada fue esculpida por Germano José Salle. En su interior, destaca el Salón de Lectura, que se concibe en términos fastuosos y muy ornamentados en el mismo estilo. El edificio fue abierto al público en 1900. La Biblioteca alberga más de 350.000 ejemplares, entre los que se encuentran obras de gran valor relativas a la cultura en lengua portuguesa (entre ellas, una editio princeps de Os Lusiadas, libros impresos de los siglos XVI y XVII, manuscritos originales de diversos autores, etc…)

BIBLIOTECA DEL MONASTERIO STRAHOV (PRAGA)

biblioteca-strahov

El edificio, fundado en 1143 y románico en origen, fue reformado en muchas ocasiones y actualmente presenta el aspecto barroco que dejaron en él las obras del siglo XVII. La Sala Teológica de estilo barroco y la Sala Filosófica de estilo clasicista conforman la estupenda Biblioteca del Monasterio, en la que se pueden encontrar manuscritos iluminados de la Edad Media, grabados, globos terráqueos y mapas.
La Sala Teológica data de 1679 y el responsable de su diseño fue el arquitecto italiano Giovanni Domennico Orsi. Sus estanterías albergan aproximadamente 18.000 volúmenes, que versan acerca de la Biblia. Los frescos de sus techos simbolizan la sabiduría que sólo es posible alcanzar mediante la fe en Dios. Esta estancia fue restaurada con acierto en 1994.
La Sala Filosófica fue proyectada por el arquitecto italiano Jan Ignác Palliardi y construida a finales del siglo XVIII para ampliar las instalaciones del complejo y facilitar así el almacenamiento de la gran cantidad de volúmenes que poseía el Monasterio. La estancia escogida para esta ampliación fue un antiguo granero. La sala resultó impresionante, con 32 metros de longitud por 22 de anchura, alcanzando nada menos que 14 metros de alto. Sus techos, cuajados de frescos pintados, llaman poderosamente la atención, compitiendo con sus magníficas estanterías de nogal. Entre su fondo se encuentran, por supuesto, libros sobre filosofía, aunque también acerca de cualquiera de las ramas de la ciencia.

BIBLIOTECA DEL CONGRESO DE LOS ESTADOS UNIDOS

congreso

Situada en Washington D.C. , la biblioteca fue construida en 1800 por el Congreso de los Estados Unidos.  Está distribuida en tres edificios (el Edificio Thomas Jefferson, el Edificio John Adams, y el Edificio James Madison), es una de las mayores bibliotecas del mundo, con más de 138 millones de documentos. La colección de la Biblioteca del Congreso incluye más de 30 millones de libros en 470 idiomas, más de 61 millones de manuscritos y la colección más grande de libros raros y valiosos, incluyendo una de las únicas cuatro copias en perfecto estado de la Biblia de Gutenberg, y el borrador de la Declaración de Independencia. Además, guarda más de un millón de publicaciones del gobierno de los Estados Unidos, un millón de números de periódicos de diferentes partes del mundo, de los últimos tres siglos, 500.000 rollos de microfilm, 6.000 títulos de cómics, la colección más grande de documentos legales, películas, cerca de 5 millones de mapas, partituras, 2.7 millones de grabaciones sonoras, y más de 13.7 millones de grabados y copias fotográficas. El documento más antiguo es una tablilla de piedra del año 2040 a. C. También alberga obras de arte, dibujos arquitectónicos, y valiosos instrumentos como el Stradivarius Betts y el Stradivarius Cassavetti.

BIBLIOTECA MONASTERIO WIBLINGEN

Biblioteca-Monasterio-Wiblingen-Ulm-Alemania

El monasterio fue fundado Wiblingen en 1093 y remodelado en estilo barroco en el siglo XVIII. La Biblioteca es notable para los historiadores del arte debido a su rica ornamentación del techo y frescos. Antes de entrar en la biblioteca los visitantes ven la inscripción “In quo omnes tesauros sapientiae et scientiae” que significa “en el que se almacenan todos los tesoros del conocimiento y la ciencia”, una cita perfecta para cualquier biblioteca. Las imágenes de la biblioteca están relacionadas con el conocimiento, tanto pagano como cristiano.

BIBLIOTECA AGOSTO DE HERZOG, WOLFENBÜTTEL

Biblioteca-Herzog-Augusto-Wolfenbüttel-Alemania

La Biblioteca Herzog August fue fundada en 1572 por un alemán de Duke, y en el siglo XVII fue una de las mayores bibliotecas de Europa. La colección de la Biblioteca es de más de 900.000 libros, más de un tercio de los cuales fueron impresos desde el  siglo XV hasta el XVIII. La biblioteca es conocida internacionalmente por su colección de libros medievales.

BIBLIOTECA NACIONAL DE AUSTRIA (VIENA)

bibliotecas-mas-bonitas-del-mundo

Herencia de la antigua biblioteca Imperial de los Habsburgo, y renombrada hacia el final del imperio, es parte del antiguo palacio de Hofburg, uno de los emblemas de Viena. La biblioteca encadena una serie de salas en donde se resguarda una colección de libros, papiros, globos terráqueos, mapas, todo dentro de un edificio barroco que data de comienzos del siglo XVIII.

SALA DE LECTURA DEL MUSEO BRITÁNICO (LONDRES)

British_Museum_Reading_Room_Panorama_Feb_2006

En el interior del Museo Británico de Londres (British Museum in London), en el Gran Atrio de planta circular que conforma su característica cúpula central, se encuentra una espectacular Sala de Lectura, la mayor de la Biblioteca Británica(British Library).  Hasta 1973 la Biblioteca Británica formaba parte de las instalaciones del Museo Británico; desde este año pasa a tener sede propia en un edificio de nueva planta moderna. Sin embargo, el Museo Británico de Londres conserva todavía un gran número de volúmenes y mantiene una Sala de Lectura, cuya entrada al público es libre y gratuita.

BIBLIOTECA PALAFOXIANA (PUEBLA, MÉXICO)

330px-Biblioteca_Palafoxiana_de_Puebla

La Biblioteca Palafoxiana es un recinto bibliográfico de la ciudad de Puebla, fundada por el obispo Juan de Palafox y Mendoza en 1646.1 Ubicada en el centro histórico de la ciudad dePuebla de los Ángeles, es un Monumento Histórico de México desde 1981 y desde 2005 fue incluida por la UNESCO como parte del Programa Memoria del Mundo. Fue la primera biblioteca pública de América.

El obispo Palafox donó su librería personal, compuesta de cinco mil volúmenes ante el notario Nicolás de Valdivia el 6 de septiembre de 1646, para que fuera consultada por todos aquellos que quisieran estudiar, pues su principal condición fue que estuviera abierta al público y no sólo a eclesiásticos y seminaristas.

BIBLIOTECA NACIONAL BRAIDENSE

salamariateresa

La Biblioteca Nacional Braidense tiene su sede en Milán y es una de las mayores bibliotecas públicas italianas. Sus orígenes hay que buscarlos a finales del siglo XVIII cuando María Teresa de Austria, la única mujer que gobernó sobre los dominios de los Habsburgo, quiso ofrecer al público en los últimos años de su vida su colección de libros. Eligió para ello el Palacio Brera como lugar de exposición, un imponente edificio construido por los jesuitas en el siglo XVII, y desde entonces allí continúa. Sus impresionantes estancias albergan casi 90.000 volúmenes impresos y más de 2000 incunables.

BIBLIOTECA DE LA ABADÍA DE SAN GALO (SUIZA)

Biblioteca-Abadia-Saint-Gall-St-Gallen-Suiza

La Biblioteca de la Abadía de San Galo es la biblioteca más antigua de Suiza y cuenta con unos 160.000 volúmenes. La biblioteca fue fundada por San Othmar, quien fundó la Abadía de San Gall en el año 719. Esta es una de las bibliotecas-monasterio más antiguas en el mundo, y cuenta con manuscritos que se remontan al siglo VIII. Las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura proclamó la biblioteca Patrimonio Mundial en 1983, calificándolo de “un ejemplo perfecto de un gran monasterio carolingio”.

BIBLIOTECA DE LA ABADÍA DE MELK (AUSTRIA)

biblioteca melk

La Abadía de Melk fue fundada en 1089, poco después se fundó allí una escuela, lo que llevó a la creación de la biblioteca en el siglo XII.  Este espacio alberga en su techo un fresco de Paul Troger, un pintor austriaco del siglo XVII y tiene en su interior numerosos manuscritos medievales. Fueron esos manuscritos los que dieron a la Abadía de Melk prestigio internacional. Hoy sigue siendo reconocida por su colección de manuscritos medievales y por su  importante  colección de manuscritos musicales. Tal es el prestigio de esta abadía que Umberto Eco decidió llamar a uno de los protagonistas de su libro El nombre de la rosa Adso de Melk, como homenaje a este monasterio y a su famosa biblioteca.

 BIBLIOTECA MORGAN (NUEVA YORK)

1333426834-rewind-illuminated-texts-the-morgan-library-new-york-ny

La Biblioteca Pierpont Morgan, llamada actualmente Biblioteca y Museo Morgan, es un museo y biblioteca de investigación situada en Nueva York. Fue fundada en 1906 para almacenar la biblioteca privada de John Pierpont Morgan.  El edificio fue diseñado por Charles McKin. En 1924, el hijo de J.P. Morgan transformó la biblioteca en una institución pública. La biblioteca contiene manuscritos originales de Sir Walter Scott, Honoré de Balzac, Bob Dylan, Charlotte Brontë, Charles Dickens y otros. También posee una gran cantidad de incunables, libros impresos y dibujos de artistas europeos como Leonardo da Vinci, Rembrandt, Miguel Ángel, Rubens, Durero y Picasso.

Entre sus joyas bibliográficas destacan varias de las primeras Biblias impresas, incluidas tres de Gutenberg. También posee uno de los dos originales existentes de Le morte d’Arthur, que imprimió William Caxton en 1845, y el original de Ivanhoe, de Walter Scott. Por último, destaca el Libro de horas de los Farnese, ilustrado con miniaturas por Giulio Clovio.

BIBLIOTECA PÚBLICA DE NUEVA YORK

Main reading room of New York Public Library after NYPL announced partnership with Google

La Biblioteca Pública de Nueva York (New York Public Library, NYPL) es una de las bibliotecas más importantes del mundo y es una de las bibliotecas con más contenido de América. La biblioteca se caracteriza por tener una gran cantidad de libros de acceso público junto a otros de obligada lectura dentro del recinto. Es, además, una de las bibliotecas públicas más grandes de los Estados Unidos y uno de los sistemas de búsqueda de información más extensos.

BIBLIOTECA PÚBLICA DE BOSTON

Bates_Hall_Boston

La Biblioteca Pública de Boston (en inglés: Boston Public Library, BPL) es la mayor biblioteca municipal de los Estados Unidos. Fue la primera biblioteca pública municipal de los Estados Unidos, la primera gran biblioteca abierta al público en los Estados Unidos y la primera biblioteca pública que permitió el préstamo de sus fondos para llevárselos a casa. De acuerdo con la Asociación de Bibliotecas Americanas, esta biblioteca tiene más de 15 millones de libros y es la tercera más grande de los Estados Unidos después de la Biblioteca del Congreso y la de la Universidad de Harvard. Sus colecciones incluyen además 600.000 fotografías, obras de Rembrandt, Durero, Goya, Daumier, Toulouse-Lautrec y 350.000 mapas antiguos.

Algunas cosas curiosas sobre las Bibliotecas

 

¿CUÁL ES LA BIBLIOTECA MÁS GRANDE DEL MUNDO?

La Biblioteca del Congreso de Estados Unidos realiza su mayor liberación de datos online.jpgLa Biblioteca del Congreso de los Estados Unidos es la biblioteca más grande del mundo con mas de 158 millones de documentos (libros, vídeos, mapas, partituras, etc.). En 2017 esta Biblioteca liberó más de 23 millones de registros sobre material audiovisual, desde 1968 en adelante. Estos datos se pueden consultar gratuitamente en su página web.

LAS BIBLIOTECAS Y LOS PRÉSTAMOS

Halle_in_einem_assyrischen_Palast.jpg

Reconstrucción ideal del palacio de Asurbanipal

Uno de los problemas habituales de las bibliotecas modernas  es el de la sustracción de libros por parte de los usuarios, pero ese no parece ser un problema exclusivamente moderno. En 1872, los arqueólogos George Smith (1840-1876) y Hormuzd Rassam (1836-1910), que trabajaban en las ruinas de Nínive, concretamente en el que fuera Palacio de Asurbanipal (el rey asirio del siglo VII a.C.  también conocido con su nombre griego de Sardanápalo), observando las numerosas tablillas de arcilla que formaban parte de la gran biblioteca de este rey (se cree que contenía más de 30000 volúmenes), descubrieron en sus bordeas unas marcas con anotaciones relativas a las materias que contenían, asi como una severa advertencia contra su sustracción: “Al que se lleve esta tabla, abrúmenle Asar y Belit con su ira, y borren su nombre y posteridad de la faz de la tierra”.

HOUGHTON-HALL-LIBRARY-1-PH2_0577-e1486048294882.jpg

Biblioteca de Houghton Hall

Alrededor de 1667, la Biblioteca del Sidney Sussex College de Cambrigde prestó un ejemplar en alemán de una obra del arzobispo de Bremen, editada en 1609 al coronel Robert Walpole. El libro, nunca devuelto, fue encontrado en 1955 por el profesor John Plumb en la biblioteca particular del marqués de Cholmondeley, en Houghton Hall, Norolk. El profesor devolvió finalmente el libro a su biblioteca de origen, 288 años después del préstamo. Afortunadamente, no cobraron multa por la demora.

EL TESORO DEL REMEDIO DEL ALMA

220px-BD_Hunefer_cropped_1.jpg

En el antiguo Egipto las bibliotecas eran llamadas los “tesoros de los remedios del alma” porque por ellas se podía ‘curar’ la ignorancia, la más peligrosa de las enfermedades.

EL LIBRO MÁS ROBADO DE LAS BIBLIOTECAS

9788408193098.jpg

Siguiendo con el tema de los robos en las Bibliotecas, resulta curiosamente irónico que el libro más robado en las bibliotecas de Estados Unidos es, precisamente, el Libro Guinness de los Récords.

EN ESTADOS UNIDOS HAY MÁS BIBLIOTECAS QUE MAC DONALD’S

No mucha gente sabe que en Estados Unidos hay más bibliotecas públicas que Mac Donalds; asimismo en Norteamérica hay más personas con carné de la Biblioteca que con tarjeta de crédito.

LOS MEJORES Y PEORES PAÍSES PARA LOS AMANTES DE LOS LIBROS

A la cabeza de países con mayor número de bibliotecas por cada 100.000 habitantes están Eslovaquia con 138, Palaos con 113 y Finlandia con 110. A la cola estarían países como Somalia, Yemen y Níger. Países en los cuales la presencia de bibliotecas es nula o prácticamente insignificante.

¿Y España? España tiene 10 bibliotecas por cada 100000 habitantes; Estados Unidos tiene 30.

La Escuela de Estudios de Información de la Universidad de Siracusa ha creado una  infografía en la que muestran cuales son los 20 mejores y los 20 peores países en función del número de bibliotecas por cada 100.000 habitantes:

infographic_best-and-worst-countries-for-book-lovers.jpg

LA BIBLIOTECA FLOTANTE MÁS GRANDE DEL MUNDO

a43c3faf-abb3-39e1-b67a-062c39e12298.jpg

El trasatlántico Queen Mary 2 alberga la biblioteca flotante más grande del mundo. Los pasajeros de este barco tienen a su disposición más de 6000 volúmenes para leerlos mientras dura su travesía de Londres a Nueva York.

LA PRIMERA BIBLIOTECA AMBULANTE

Dromedarios_en_el_desierto.jpg

Quizás la biblioteca más curiosa que haya existido en la historia de la humanidad es la del visir persa Abdul Kassem Ismael, conocido como Saheb, “el Compañero”, nacido en 936 y muerto en 995. La biblioteca constaba de 117.000 volúmenes y era una biblioteca portátil pues el sabio la trasladaba sobre unos cuatrocientos camellos, adiestrados de tal forma que avanzaban en fila, sin cambiar de ubicación, para así mantener el orden alfabético de los volúmenes. Los bibliotecarios del gran visir podían localizar con rapidez cualquiera de los títulos que éste solicitara en sus urgencias intelectuales con sólo consultar el catálogo disponible en las jorobas.

BIBLIOBURRO

descarga (1).jpg

El Biblioburro es una biblioteca itinerante que distribuye libros con la ayuda de dos burros, Alfa y Beto. Este programa fue creado en La Gloria, Colombia, por Luis Soriano.

EXISTEN BIBLIOTECAS QUE, ADEMÁS DE LIBROS, ALQUILAN PERSONAS…

Screenshot_2018-10-21 The Human Library - Check Out A Living Book And Listen To Their Story.png

Existen más de 150 Bibliotecas Humanas el mundo. La idea de las Bibliotecas Humanas nació en Dinamarca con una ONG llamada Stop the Violence y fue exportada a más de 60 países con la ayuda del Consejo de Europa.

En una Biblioteca Humana puedes “alquilar” personas que han vivido experiencias difíciles en su vida para que te hablen sobre ello. Es una manera de luchar contra los estereotipos que fomentan la exclusión.

LAS BIBLIOTECAS DE ARTE ALEMANAS

Arte.jpg

Imagen: Fuse/Thinkstock

En Alemania existen las llamadas Bibliotecas de Arte que te permiten alquilar por un precio módico una pintura o escultura para que la disfrutes en tu casa durante un mes y la devuelvas después.

LA BIBLIOTECA MÁS ANTIGUA TODAVÍA EN FUNCIONAMIENTO

library2.jpg

La Biblioteca más antigua todavía en funcionamiento se encuentra en  el Monasterio de Santa Catalina en Sinaí (Egipto). Esta biblioteca guarda la segunda colección más extensa de códices y manuscritos del mundo, solo superada en número de ejemplares por la Biblioteca Vaticana. En ella se pueden encontrar unos 3500 volúmenes escritos en griego, copto, árabe, armenio, hebreo, georgiano, siriaco y otras lenguas.

BIBLIOTECA DE MANUSCRITOS Y LIBROS RAROS

LV_20140220_LV_FOTOS_D_54402409676-kuRC-U44412870517Kq-992x558@LaVanguardia-Web.jpg

Manuscrito Voynich

La Biblioteca Beinecke de Manuscritos y Libros Raros pertenece a la Biblioteca de la Universidad de Yale (Conneticut, Estados Unidos). Su nombre habla por sí mismo: se especializa en libros raros, por los que suelen consultarla son investigadores en su mayoría. Es la actual poseedora del Manuscrito Voynich, escrito hace unos 500 años por un autor desconocido en un alfabeto no identificado y un idioma incomprensible (el denominado voynichés). También resguarda un ejemplar de la primera Biblia de Gutenberg, el primer libro procedente de una imprenta de tipos móviles.

BIBLIOCLASTAS O DESTRUCTORES DE BIBLIOTECAS

images (1).jpg

A lo largo de la historia el fanatismo, las guerras, la censura o la ignorancia ha destruido numerosas bibliotecas.

Bibliotecas de los templos del primer periodo intermedio

En el Papiro de Ipuur, poema histórico del Antiguo Egipto, se describe cómo fueron arrasadas, entre otras riquezas, las bibliotecas de muchos templos en la revolución social que acabó con el Imperio Antiguo. No fue la última vez: Heródoto cuenta que, en 525 a.C., el rey persa Cambises invadió Egipto y quemó todos los papiros de las bibliotecas sagradas

La fortaleza de los espíritus

En el edificio denominado La fortaleza de los espíritus, situado dentro del palacio del rey peras Darío I, se guardaban los arcivos reales grabados en plomo y estaño en la sala 33 del tesoro. La fortaleza fue incendiada por los enemigos de Darío y solo se salvaron dos manuscritos de Zoroastro, que sucumbirían al fuego siglos más tarde en la Biblioteca de Alejandría.

La Biblioteca de Alejandría

Las crónicas históricas cuentan que cuando las tropas árabes del califa Omar (581-660) tomaron la ciudad de Alejandría en el año 641  quemaron durante seis meses los miles de manuscritos de su famosa biblioteca para mantener el fuego de los 4000 baños públicos de la ciudad. De esta forma se consumó la desaparición del centro cultural más importante del mundo clásico, junto al Museo de aquella misma ciudad. La Biblioteca de Alejandría había sido fundada por Tolomeo I Sóter (355-283 a.C) en el siglo III a. C. perviviendo hasta el III de nuestra era. Pero su deterioro había comenzado mucho antes. En el año 47 a. C. al entrar Julio César en la ciudad, un incendio, que comenzó en el puerto, alcanzó la  Biblioteca, destruyendo casi por completo el edificio que la albergaba y muchos de sus fondos. No obstante, la Biblioteca fue reconstruida, aunque nunca recuperó su anterior esplendor. En el año 270, un grupo de fanáticos cristianos, considerando que algunos de los manuscritos guardados en la Biblioteca eran contrarios a su fe, incendiaron nuevamente el edificio, apagando casi totalmente su actividad, que aun así perduró, muy mermada, hasta que el califa Omar acabó definitivamente con ella.

La biblioteca de Pisístrato

El tirano griego Pisístrato, gobernador de Atenas en el siglo VI a.C., fue un mecenas de las artes y las letras que inició la construcción de teatros y reunió en su biblioteca grandes obras del período, como la Odisea y la Ilíada de Homero. La colección fue saqueada por el rey persa Jerjes, hijo de Darío I el Grande.

La Biblioteca de los Papas en Letrán

En esta residencia papal se guardaban numerosos libros de diversos autores clásicos griegos y latinos. Gregorio I, el pontífice conocido como “el cónsul de Dios”, ordenó quemarlos –entre ellos, ejemplares de Cicerón o Tito Livio– con el siguiente argumento: “Los jóvenes prefieren esas lecturas al Nuevo Testamento”.

Una biblioteca destruida por el dolor

El príncipe  Mahmud Al-Dawla Ibn Fatik era un gran poeta que escribía y leía todas las noches y que reunió una fabulosa biblioteca en El Cairo. Su viuda, desconsolada tras la muerte del príncipe, desahogó su pena arrasando la biblioteca.

La Biblioteca de Trípoli

Después del éxito de la Primera Cruzada, los caballeros cristianos sitiaron Trípoli durante más de seis años. La ciudad cayó al fin el 12 de julio de 1109. Los cruzados la saquearon y, entre otras muchas tropelías, prendieron fuego a la Biblioteca de Trípoli con sus cien mil “perversos” volúmenes.

La Biblioteca de Constantinopla

Cuando los turcos del Imperio otomano tomaron la capital de Bizancio, acabaron el trabajo de devastación de la Biblioteca de Constantinopla, pero no fueron los primeros. El emperador León III el Isaurio, en el siglo VIII, había quemado parte de los miles de rollos de esta espléndida colección creada por Constantino.

La Biblioteca de la Madraza de Granada

La biblioteca de la Madraza de Granada, primera Universidad de la ciudad, fue asaltada por las tropas del cardenal Cisneros a finales de ese año, en la última etapa de la Reconquista. Los libros fueron llevados a la plaza de Bib-Rambla y quemados en una gran hoguera pública.

Biblioteca poética

 

369cc0377dbffccdb3e6c58fdad013af.jpg

Este año la Biblioteca no puede estar más poética. Por ello se nos ha ocurrido que también podríamos celebrar el Día de la Biblioteca leyendo y compartiendo un par de poemas sobre las Bibliotecas. Empezaremos con un poema de Charles Simic. Charles Simic es un poeta de origen yugoeslavo, nació en Belgrado en 1938, pero reside desde hace mucho tiempo en EEUU. De él se ha dicho que es una de las voces más intrigantes de la poesía norteamericana de las últimas décadas. Los críticos afirman que en sus escritos no hay distancia entre lo lúdico y lo lúcido; que en su poesía es elegíaca y cómica a partes iguales. Sus más de treinta títulos de poesía le han valido distinciones como el Premio Pulitzer o el cargo de Poeta Laureado de Estados Unidos. El poema que os incluimos se titula En la biblioteca (In the Library) y lo podéis leer en su libro Gods and Devils, que publicón en 1990:

In the Library

for Octavio

There’s a book called
“A Dictionary of Angels.”
No one has opened it in fifty years,
I know, because when I did,
The covers creaked, the pages
Crumbled. There I discovered

The angels were once as plentiful
As species of flies.
The sky at dusk
Used to be thick with them.
You had to wave both arms
Just to keep them away.

Now the sun is shining
Through the tall windows.
The library is a quiet place.
Angels and gods huddled
In dark unopened books.
The great secret lies
On some shelf Miss Jones
Passes every day on her rounds.

She’s very tall, so she keeps
Her head tipped as if listening.
The books are whispering.
I hear nothing, but she does.

Y esta es la traducción:

En la biblioteca

Hay un libro llamado
“Diccionario de Ángeles”.
Nadie lo ha abierto en cincuenta años,
lo sé, porque cuando lo abrí
sus tapas crujieron, las páginas
se derrumbaron. Allí descubrí

que los ángeles habían sido una vez tan numerosos
como especies de moscas.
El cielo al ocaso
solía estar espeso de ellos.
Había que agitar las manos
para mantenerlos apartados.

Ahora el sol brilla
a través de las altas ventanas.
La biblioteca es un lugar apacible.
Ángeles y dioses se apilaban
en libros oscuros no abiertos.
El gran secreto está
en algún estante junto al cual la Srta. Jones
pasa todos los días en sus rondas.

Ella es muy alta, de modo que mantiene
su cabeza inclinada como si escuchara.
Los libros están susurrando.
Yo no oigo nada, pero ella sí.

El otro poema que queremos regalaros para este día fue escrito por Charles Bukowski y se titula El incendio de un sueño.  Bukowski (1920 -1994) fue un poeta y novelista norteamericano que vivió la mayor parte de su vida en Los Ángeles. Su literatura, que algunos asocian a la Beat Generation, está muy vinculada a la ciudad donde vivió y escribió.

El poema que reproducimos a continuación tiene su origen en un hecho real: el 29 de abril de 1986 se incendió el depósito de la Biblioteca Pública de Los Ángeles, la tercera más grande de Estados Unidos. El incendio se prolongó durante más de siete horas y se quemó el 20% de los fondos de la biblioteca… ¡más de 400.000 libros desaparecieron devorados por el fuego y otros tantos quedaron afectados en distinto grado!

Charles Bukowski dedicó un poema a este incidente que os ofrecemos en su versión original y en su traducción.

THE BURNING OF THE DREAM

the old L.A. Public Library burned
down
that library downtown
and with it went
a large part of my
youth.

I sat on one of those stone
benches there with my friend
Baldy when he
asked
“you goona join the
Abraham Lincoln
Brigade?”

“sure,” I told
him.

but realizing that I wasn’t
an intellectual or a political
idealist
I backed off on that
one
later.

I was a reader
then
going from room to
room: literature, philosophy,
religion, even medicine
and geology

early on
I decided to be a writer,

I thought it might be the easy
way
out
and the big boy novelists didn’t look
too tough to
me.
I had more trouble with
Hegel and Kant.

the thing that bothered
me
about everybody
is that they tok so long
to finally say
something lively and/
or
interesting.
I thought I had it
over everybody
then.

I was to discover two
things:

(a) most publishers thought that
anything
boring ad something to do with things
profound
b) that it would take decades of
living and writing
before I would be able to
put down
a sentence that was
anywhere near
what I wanted it to
be.

meanwhile
while other young men chased the
ladies
I chased the old
books.
i was a bibliophile, albeit a
disenchanted
one
and this
and the world
shaped me.

I lived in a plywood hut
behind a roominghouse
for $3.50 a
week
feeling like a
Chatterton
stuffed inside of some
Thomas
Wolfe.

my greatest problem was
stamps, envelopes, paper
and
wine,
with the world on the edge
of World War II.
I hadn’t yet been
confused by the
female, I was a virgin
and I wrote from 3 to
5 short stories a week
and they all came
back
from The New Yorker, Harper’s
The Atlantic Monthly.
I had read where
Ford Madox Ford used to paper
his bathroom with his
rejection slips
but I didn’t have a
bathroom so I stuck them
into a drawer
and when it got so stuffed with them
I could barely
open it
I took all the rejects out
and threw them
away along with the
stories.

still
the old L.A. Public Library remained
my home
and the home of many other
bums.
we discreetly used the
restrooms
and the only ones of
us
to be evicted were those
who fell asleep at the
library
tables–nobody snores like a
bum
unless it’s somebody you’re married
to.

well, I wasn’t quite a
bum. I had a library card
and I checked books in and
out
large
stacks of them
always taking the
limit
allowed:

Aldous Huxley, D. H. Lawrence
e.e. cummings, Conrad Aiken, Fyodor
Dos, Dos Passos, Turgenev, Gorky,
H.D., Freddie Nietzsche,
Schopenhauer,
Steinbeck,
and so
forth…

I always expected the librarian
to say, “you have good taste, young
man. . .”

but the old fried and wasted
bitch didn’t even know who she
was
let alone
e.

but those shelves held
tremendous grace: they allowed
me to discover
the early Chinese poets
like Tu Fu and Li
Po
who could say more in one
line than most could say in
thirty or
a hundred
Sherwood Anderson must have
read
these
too.

I also carried the Cantos
in and out
and Ezra helped me
strengthen my arms if not
my brain.

that wondrous place
the L.A. Public Library
it was a home for a person who had had
a
home of
hell
BROOKS TOO BROAD FOR LEAPING
FAR FROM THE MADDING CROWD
POINT COUNTER POINT
THE HEART IS A LONELY HUNTER

James Thurber
John Fante
Rabelias
de Maupassant

some didn’t work for
me: Shakespeare, G. B. Shaw,
Tolstoy, Robert Frost, F. Scott
Fitzgerald

Upton Sinclair worked better for
me
than Sinclair Lewis
and I considered Gogol and
Dreiser complete
fools

but such judgments come more
from a man’s
forced manner of living than from
his reason.

the old L.A. Public
most probably kept me from
becoming a
suicide
a bank
robber
a
wife-
beater
a butcher or a
motorcycle policeman
and even though some of these
might be fine
it is
thanks
to my luck
and my way
that this library was
there when I was
young and looking to
hold on to
something
when there seemed very
little
about.

and when I opened the
newspaper
and read of the fire
which
destroyed the
library and most of
its contents

I said to my
wife: “I used to spend my
time
there. . .”

THE PRUSSIAN OFFICER
THE DARING YOUNG MAN ON THE LYING TRAPEZE
TO HAVE AND HAVE NOT

YOU CAN’T GO HOME AGAIN.

                                                           

EL INCENDIO DE UN SUEÑO

la vieja Biblioteca Pública de Los Ángeles
ha sido destruida por las llamas.
aquella biblioteca del centro.
con ella se fue
gran parte de mi
juventud.

Estaba sentado en uno de aquellos bancos
de piedra cuando mi amigo
Baldy me
preguntó:
“¿vas a alistarte en
la brigada Lincoln?”

“claro”, contesté
yo.

pero, al darme cuenta de que yo no era
un idealista político
ni un intelectual
renegué de aquella
decisión más tarde.

yo era un lector
entonces
que iba de una sala a
otra: literatura, filosofía,
religión, incluso medicina
y geología.

muy pronto
decidí ser escritor,
pensaba que sería la salida
más fácil
y los grandes novelistas no me parecían
demasiado difíciles.

tenía más problemas con
Hegel y con Kant.

lo que me fastidiaba
de todos ellos
es que
les llevara tanto
lograr decir algo
lúcido y/o
interesante.
yo creía
que en eso
los sobrepasaba a todos
entonces.

descubrí dos cosas:
a) que la mayoría de los editores creía que
todo lo que era aburrido
era profundo.
b) que yo pasaría décadas enteras
viviendo y escribiendo
antes de poder
plasmar
una frase que
se aproximara un poco
a lo que quería
decir.

entretanto
mientras otros iban a la caza de
damas,
yo iba a la caza de viejos
libros,
era un bibliófilo, aunque
desencantado,
y eso
y el mundo
configuraron mi carácter.

vivía en una cabaña de contrachapado
detrás de una pensión de 3 dólares y medio
a la semana
sintiéndome un
Chatterton
metido dentro de una especie de
Thomas
Wolfe.

mi principal problema eran
los sobres, los sellos, el papel
y
el vino,
mientras el mundo estaba al borde
de la Segunda Guerra Mundial.
todavía no me había
atrapado
lo femenino, era virgen
y escribía entre 3 y
5 relatos por semana
y todos
me los devolvían, rechazados por
el New Yorker, el Harper´s,
el Atlantic Monthly.
había leído que
Ford Madox Ford solía empapelar
el cuarto de baño
con las notas que recibía rechazando sus obras
pero yo no tenía
cuarto de baño, así que las amontonaba
en un cajón
y cuando estaba tan lleno
que apenas podía
abrirlo
sacaba todas las notas de rechazo
y las tiraba
junto con los relatos.

la vieja Biblioteca Pública de Los Ángeles
seguía siendo
mi hogar
y el hogar de muchos otros
vagabundos.
discretamente utilizábamos los
aseos
y a los únicos que
echaban de allí
era a los que
se quedaban dormidos en las
mesas
de la biblioteca; nadie ronca como un
vagabundo
a menos que sea alguien con quien estás
casado.

bueno, yo no era realmente un
vagabundo, yo tenía tarjeta de la biblioteca
y sacaba y devolvía
libros,
montones de libros,
siempre hasta el límite de lo permitido:
Aldous Huxley, D.H. Lawrence,
e.e. cummings, Conrad Aiken, Fiódor
Dos, Dos Passos, Turgénev, Gorki,
H.D., Freddie Nietzsche,
Schopenhauer,
Steinbeck,
Hemingway,
etc.

siempre esperaba que la bibliotecaria
me dijera: “qué buen gusto tiene usted,
joven”.

pero la vieja
puta
ni siquiera sabía
quién era ella,
cómo iba a saber
quién era yo.

pero aquellos estantes contenían
un enorme tesoro: me permitieron
descubrir
a los poetas chinos antiguos
como Tu Fu y Li Po
que son capaces de decir en un
verso más que la mayoría en
treinta o
incluso en cientos.
Sherwood Anderson debe de haberlos
leído
también.

también solía sacar y devolver
los Cantos
y Ezra me ayudó
a fortalecer los brazos si no
el cerebro.

maravilloso lugar
la Biblioteca Pública de Los Ángeles
fue un hogar para alguien que había tenido
un
hogar
infernal
ARROYOS DEMASIADO ANCHOS PARA SALTARLOS
LEJOS DEL MUNDANAL RUIDO
CONTRAPUNTO
EL CORAZON ES UN CAZADOR SOLITARIO

James Thurber
John Fante
Rabelais
de Maupassant

algunos no me
decían nada: Shakespeare, G.B. Shaw,
Tolstoi, Robert Frost, F. Scott
Fitzgerald

Upton Sinclair me llegaba
más
que Sinclair Lewis
y consideraba a Gogol y a
Dreiser tontos
de remate

pero tales juicios provenían más
del modo en que un hombre
se ve obligado a vivir que de
su razón.

la vieja Biblioteca Pública de Los Ángeles
muy probablemente evitó
que me convirtiera en un
suicida,
un ladrón
de bancos,
un tipo
que pega a su mujer,
un carnicero o
un motociclista de la policía
y, aunque reconozco que
puede que alguno sea estupendo,
gracias
a mi buena suerte
y al camino que tenía que recorrer,
aquella biblioteca estaba
allí cuando yo era
joven y buscaba
algo
a lo que aferrarme
y no parecía que hubiera
mucho.

y cuando abrí el
periódico
y leí la noticia sobre el incendio
que había destruido
la biblioteca y la mayor parte de
lo que en ella había

le dije a mi
mujer: “yo solía pasar
horas y horas
allí…”.

EL OFICIAL PRUSIANO
EL ATREVIDO MUCHACHO DEL TRAPECIO
TENER Y NO TENER

NO PUEDES RETORNAR A TU HOGAR.