Malos tiempos para la lírica: poema 5

POEMA Nº 5

great coxwell

CLIVE WILMER

                              

El granero, el dezmario de Great Coxwell (lo dijo William Morris)
“tan noble como una gran catedral”, y
a la misma prodigiosa escala.
                                                             Al llegar,
una tarde incandescente, vimos
posarse una corneja en la aspillera
sobre la puerta principal. Cruzó entonces
con vuelo ondulante la sala a oscuras
y salió, sin amago de duda,                                                                                                       
por la ranura al otro extremo,
negro un instante el blanco resplandor:
 
como el gorrión de Beda, pero un poco más lúgubre.
                                                                     
                                                                                      Clive Wilmer (1954)                                                                                              
                                                                                       El misterio de las cosas

De una simplicidad casi zen en una primera lectura, el poema estalla cuando se ahonda en su significado. La anécdota es mínima, pero suficiente: un pájaro que cruza a oscuras la enorme cúpula del granero de Great Coxwell.

El gran granero para diezmos de Great Coxwell es el único edificio que ha sobrevivido de una granja del siglo XIII que atendía las necesidades de la abadía de Beaulieu en Oxfordshire (Reino Unido). Es una impresionante muestra de las habilidades de los carpinteros góticos y del poder de las grandes órdenes monásticas. William Morris, uno de los más ardientes admiradores de estos graneros, dijo de él que era “inaccesible en su dignidad”.

La cita de la Historia Eclesiástica de Beda, el Venerable, aclara y enriquece el poema:

La vida actual del hombre, oh rey, me parece a mí, en comparación con ese tiempo que desconocemos, como el raudo vuelo de un gorrión atravesando la sala donde os sentáis a cenar en invierno, con vuestros comandantes y ministros y con un buen fuego en la chimenea mientras que fuera persisten tormentas de lluvia y nieve. El gorrión, digo, entra volando por una puerta, y sale inmediatamente por otra: mientras está con vos, está a resguardo de la ventisca, pero después de este breve momento de calma desaparece inmediatamente de vuestra vista hacia el oscuro invierno de donde salió. Así también, la vida del hombre aparece por un tiempo corto, pero ignoramos completamente lo que hubo antes y lo que vendrá después.

El autor del poema es el poeta británico Clive Wilmer (Harrogate, Yorkshire, 1945).  Ha sido profesor en la Universidad de Cambridge, especialista en Ezra Pound y ha trabajado también como traductor.

Great Coxwell es un poema perteneciente a su libro El misterio de las cosas, publicado en castellano por la editorial Vaso roto en 2011. El título de este libro procede de una frase de El rey Lear: “Nos encargaremos del misterio de las cosas/ como si fuéramos  espías de Dios”.

Como se indica en la página web de la editorial Vaso roto, Wilmer es una rara avis en el ámbito de la poesía anglosajona contemporánea. Su poesía, neovanguardista y racional, cambia continuamente de registro dando fe de su continuo ir y venir de lo sagrado a lo profano, de lo religioso a lo erótico.   “No hay fe ni esperanza que ignore / el olor de la carne”, afirma Wilmer, para acabar concluyendo que la condición humana es la de “escultores del aire”, “y lo que hacemos es lenguaje”.

QUIERO MÁS…

Desafortunadamente, El misterio de las cosas es la única obra traducida al castellano de  Clive Wilmer. Si domináis el inglés, podéis leer el resto de su obra:

  • The Dwelling-Place (1977)
  • Devotions (1982)
  • Of Earthly Paradise (1992)
  • Selected Poems (1995)
  • The Falls (2000)
  •  The Mystery of Things(2006)

COLECCIONO LOS POEMAS

Si deseas coleccionar este poema, lo puedes descargar aquí:

Malos tiempos para la lírica- Poema 5

Anuncios

Los comentarios son las opiniones de los lectores, no de la biblioteca ni del IES Miguel Catalán. Todos los comentarios son sometidos a moderación previa. No se aceptan contenidos mal intencionados, difamatorios o publicitarios.

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s